Teatro Musical
Escrito por Webmaster Plataforma, viernes 4 de mayo de 2012 , 18:17 hs , en Aulas Cirugía y Escolares Arrixaca
Comienza la semana y una vez más Fran y yo nos reunimos con un claro objetivo, preparar la clase del hospital. Como cada año buscamos aquellos materiales, juegos y actividades que pensamos harán más felices a los niños y niñas del hospital.  

Hablamos, nos contamos experiencias e ideas que tenemos y entre tanto charlamos de temas variados. Así pues, preparar la clase del hospital se convierte en una velada renovadora, agradable y fructífera.


Como cada año, cargamos nuestro coche con  los mejores materiales, nuestra cabeza con las mejores ideas y nuestro corazón con nuestra mejor intención.


Llegamos al hospital y como no, dudamos en cómo llegar al aparcamiento. ¡Nunca nos aprenderemos el camino! ó ¿quizás nos gusta que nos reciban en el parking con una bonita sonrisa?... De una u otra forma llegamos al hospital y como siempre recibimos un caluroso recibimiento.

Una vez en clase, montamos la “parafernalia” y esperamos a los alumnos/as los cuáles llegan a clase con una mezcla de recelo y curiosidad. Intentamos acercarnos a ellos pero no tenemos tanto poder. ¡Sólo la música nos  puede ayudar en ese menester!

Cuando todos los niños/as están en clase, observamos que son pequeños, de entre 3 y 8 años, por lo que nos disponemos a contarles un cuento y a trabajar la discriminación auditiva, siempre con mucho sentido del humor, teniendo presente que en este contexto una sonrisa vale más que cualquier contenido de rigor.

A lo largo de la clase se suceden canciones, rap, ritmos y juegos donde los alumnos/as participan entusiasmados olvidando sus afecciones y poniendo su espíritu al servicio de la música. Están poseídos por la alegría de la música y no hay nada que en ese momento pueda hacerlos infelices.
Después, le mostramos un trombón y uno a uno todos mueven su vara descubriendo con emoción, que son grandes genios de la composición.
Por último, destacar un comentario que lanzó un alumno espontáneamente, en medio de tanta “alegría musical”: “¡Nos estáis alegrando la vida!”; comentario que viajó directamente a lo más profundo de mi corazón provocándome gran alegría y satisfacción.
En ocasiones, caemos en la falsa afirmación de que somos nosotros, los maestros de música, los que ayudamos a los niños hospitalizados; sin embargo, yo creo que todo ese ambiente y ese trabajo me aporta más a mí de lo que yo le ofrezco a ellos.
Gracias a Roberto y al equipo del hospital por hacernos partícipes de tan grata experiencia.
Alfonso Sánchez y Fran Veas
Alfonso Sánchez Izquierdo y Fran Veas Iniesta











Agregar comentario
Comentarios
Calendario
septiembre 2020
lumamijuvido
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
282930    
 
Archivo
 
Categoría
 
Nube de etiquetas
 
Últimos comentarios