Los esqueletos tocan los instrumentos
Escrito por Webmaster Plataforma, viernes 28 de octubre de 2011 , 17:55 hs , en Aulas Cirugía y Escolares Arrixaca
Los esqueletos tocan instrumentos
28 de Octubre de 2011


Ilusionado y algo nervioso por la emoción, me dirijo al Hospital de la Arrixaca para acercar una pizca de Música a los niños y niñas hospitalizados, en mi primera sesión durante este curso. Se trata de una actividad honorable donde las haya que me recuerda, sesión tras sesión, que fui muy afortunado al elegir los estudios de magisterio y que lo hice para poder transmitir toda la belleza de la música a los niños. Y los que pasan el pequeño bache de dejar su casa, su colegio y sus amigos durante el tiempo de recuperación de una enfermedad, lo agradecen y valoran más que ninguno.

   Hoy se celebra una fiesta atípica para mi generación pero muy llamativa para los pequeños: Halloween y, nada más entrar en el aula con la Srta. Juana Mª, las brujas y fantasmas invaden por completo las paredes y estanterías, gracias a los minuciosos trabajos manuales creados por los niños. Me hacen mucha gracia… y cómo han cambiado los tiempos.

            
Como tengo que estar a la altura que esta curiosa festividad requiere, tras cantar Dime tu nombre y conocer a mis quince invitados de hoy, emprendemos un divertido debate sobre duendes, monstruos y esqueletos que no quieren asustar, sino tocar sus instrumentos musicales para celebrar una animada fiesta secreta. Algunos de los niños están encantados con estas historias; otros, recién ingresados, se muestran apenados por su nueva situación. Pero, en general, parecen curiosos ante el musicograma de fantasmas y esqueletos que tocan el violín, el piano y el clarinete. Camille Saint-Säens nos presta su melodía Fósiles para seguir el pulso en el musicograma y después instrumentarlo con PAI. Les encanta. Son verdaderos artistas.



          La expectación aumenta cuando les enseño un violín y una trompeta, que junto a la percusión que acabamos de tocar completan las tres familias de instrumentos. Me hace mucha gracia la cara de impresión que muestran al poder tocarlos con las manos. Y se afanan en colocar la barbilla en la mentonera del violín, la pieza que más gracia les ha hecho. Es la primera vez para todos ellos, excepto para Miriam, una niña en cama de unos siete años que proclama a los cuatro vientos que ella sabe tocar cada uno de los instrumentos que he mostrado. Ella sí que es una artista…

            El video de dibujos animados de siete minutos Skeleton Frolik (1937) les llama mucho la atención. Por fin ven a los esqueletos que tanto hemos nombrado hoy en medio de su fiesta, tocando instrumentos y bailando.

            Para terminar, la Danza Macabra de nuestro amigo Saint-Säens pone la guinda a nuestra particular celebración. Usando el violín y unos medallones que bautizan a los niños y niñas como esqueleto violinista, esqueletos bailarines, esqueletos instrumentistas y gallo, que se convierte en el aguafiestas oficial al marcar el punto y final, todos recrearemos a través del poema sinfónico la escenificación de la fiesta. Escuchamos la obra y narro los diferentes hechos que se van sucediendo mientras mis pequeños invitados imaginan la historia. Pero desgraciadamente, nuestro particular gallo anuncia el final de la sesión. Ha llegado la hora y los chicos (a dos de ellos les han otorgado el alta durante las actividades) deben preparase para la comida y se conforman con haber seguido el cuento interpretado azarosamente por un solo personaje que, dando por terminada la sesión, se despide agradeciendo su asistencia a todos los pequeños esqueletos que se han acercado a participar en la fiesta. Ya se ha acabado. Qué rápido ha sido todo…



            Una vez más, siento que con muy poco se pueden generar muchas sonrisas y un rato de ilusión en aquellos que más las necesitan. Sus caras emocionadas al ver los instrumentos y el brillo de sus ojos tras conseguir abordar una actividad rítmica o melódica con un estrepitoso éxito valen más que todo.

Muchas gracias chicos, por recordarme que ser maestro de música es la profesión más bonita del mundo… porque hacéis que lo sea. 




Antonio Campos.


Agregar comentario
Comentarios
Calendario
septiembre 2020
lumamijuvido
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
282930    
 
Archivo
 
Categoría
 
Nube de etiquetas
 
Últimos comentarios